martes, 22 de septiembre de 2009

Teo (look ma, no hands!)


Teo es mi nieto. Tiene 6 años y ha estado conmigo unos días este verano.

Ha aprendido a montar en bicicleta sin manos.

Es un niño despierto, sensible y muy inteligente - y no es porque lo diga su abuela.
Tiene buen carácter, es divertido y tiene una paciencia infinita con mi nieta divina, su hermanita Zoe, que es un bicho y más lista que el hambre.


Sabe palabras en japonés: sushi, haiku, surami y origami (nombre con el que denomina mis torpes avioncitos y barquitos de papel).

Distingue la música clásica y sabe que Mozart componía desde muy pequeño.
Le interesan los egipcios, las pirámides y los jeroglíficos. 

Después de una visita al Reina Sofía, se quedó con el nombre de dos cuadros que le encantaron "Muchacha en la ventana" de Dalí y "La Mujer Pájaro" de Miró. Los imprimió desde mi ordenador y los colgó en su habitación al lado de Picachu.

Tiene un vocabulario amplísimo, y fino sentido de la orientación (abuela, es que una vez que he pasado por un lugar determinado, ya no se me olvida el trayecto).
Le gusta que le pregunte por las capitales de los seis países que ya se sabe. Y por las banderas.
Conoce los nombres de muchas plantas y me da consejos sobre cómo cultivarlas.

Pero no le entusiasma mucho el colegio.
 
El curso pasado tuvo un compañero de pupitre que le pegaba y se burlaba de él y una maestra que estaba permanentemente al borde de un ataque de nervios y que lo llamó mentiroso cuando dijo que tenía tres abuelas. (la abuela Pacsi, la bisabuela granny y la bisabuela farmor).
Cameron (que así se llama su torturador) no es malo, dice, es sólo que a veces es un poco bruto. Y la señorita grita mucho porque tiene muchos problemas. Y claro, la seño al final tenía razón, porque en realidad tiene una abuela, las otras dos son bisabuelas.

Este año la maestra ha sido remplazada por un maestro y a Cameron lo han sentado un poco más lejos.

Espero con toda mi alma que su curiosidad no se apague y que los muchos Cameron que le toquen por el camino no consigan que pierda su dulzura y su ingenuidad.
 

12 comentarios:

Candela Cano dijo...

Patsy, qué primor de nieto tienes y qué pena me da que haya Camerons y maestras al borde de un ataque de nervios. Tiene buena madera tu niño,inteligente, ni agresivo ni victimista. Y tiene una abuela que vale su peso en oro. Saldrá indemne de esas y de otras. Un beso muy fuerte.

maikix dijo...

No tienes un nieto, Patsy, tienes un diamante en bruto!
Estoy segura que le transmitirás un montón de conocimientos que absorberá como una esponja.
Y que sabrá lidiar con los indeseables que empieza a encontrarse ya desde su tierna infancia.
Besote.

farala dijo...

madre mía, que me he emocionado y todo!! ¡Teo es un sol!(¡y la de cosas que sabe!)... me alegro de que le hayan cambiado de profe y le hayan alejado al bicho ese. Los niños pueden aguantar mucho pero no un maltrato continuado, al final "imprime caracter" y le pueden amargar...

(y dile que las manos en el volante que haciendo eso me partí yo la boca a los 13 años, jejejeje)

molano dijo...

Sigo sin verte de abuela. Pero, si te empeñas, mejor con nietos como Teo.
Un abrazo.

Hester Prynne dijo...

Maravilloso nieto y maravillosa abuela...

maslama dijo...

patsy, es un niño precioso. Es normal que te preocupes, pero piensa que debe forjarse en la vida con todo tipo de experiencias, para convertirse en un joven (y luego en un adulto) sano y feliz.

besos,

PATSY SCOTT dijo...

Candela, Es muy extraño el vínculo abuela-nietos. Diferente al que tienes con tus hijas/os.
Es un vínculo emocional que, desprovisto(formalmente) de responsabilidades resulta directo e intensísimo.

Maica, no sabes qué delicia es un simple paseo con él por la calle. Lo pregunta todo, lo asocia con cosas que ya sabe. "eso no lo había oído en toda mi vida" dice. Ay, si se me cae la baba.

Jaja, Farala, la frase que sigue a "Look ma, no hands "es "Look ma, no teeth".

jiji Manolo, ya ves tú. Cuando quieras te hago unos tapetes de ganchillo

Maslama, es cierto lo que dices.No podemos (ni sería bueno) protegerlos de absolutamente todo a los hijos - mucho menos a los nietos.

La abuela chocha (que no chochea).

PATSY SCOTT dijo...

Hester, eres un sol. Besos.

Capri c'est fini dijo...

Qué gracioso, debes estar muy orgullosa... Por desgracia, como bien dices, encontrará muchos Camerons en su camino, pero eso no quita que pueda desarrollarse sano, fuerte, y listo. Un abrazo para él y otro para ti.

calamarin dijo...

Cameron, Cameron, Cameron... pero que clase de nombre es ese para un niño? No me extraña que le de por torturar a los demás... pero a quien se le ocurre ponerle a un niño Cameron... no puedo con esas modas y con esas madres tan modernas...

Víctor González dijo...

Vale. Yo también me he emocionado. Tal vez porque me recuerda a mi ahijado inglés, Joel, de niño. Claro que a estas alturas Joel es bastante más alto que yo y ya pasa de los veinte. Será porque le cambié los pañales unas cuantas veces que lo sigo viendo así. No sé. En todo caso, gracias por el post.
¿No tendríamos que recordar aquí el famoso poema "If" de Kipling?
Que disfrutes de tu nieto, Patsy.

PATSY SCOTT dijo...

Capri, muchas gracias por los abrazos.

Jaja Calamarín, lo de los nombres de los niños daría para un post.

Víctor, qué casualidad, he pensado en "If" muchas veces últimamente.
Gracias a todos.

Related Posts with Thumbnails